Aprendiendo a hacer mermeladas

O1345627583105tra de las maneras de conservar nuestros alimentos durante meses es la producción de mermeladas. Partiendo de la base de que este sistema se utiliza para conservar los excedentes de producción de nuestro huerto o finca, esta vez haremos una mermelada de mandarina, producto del que tenemos excedente en estos momentos. No tiene sentido hacer mermeladas de productos que tenemos que comprar. Una vez más, este taller da soluciones ecológicas a situaciones que nos podamos encontrar durante nuestra labor como hortelanos.

Principalmente utilizaremos este método para la conservación de frutas, ya que el conservante que utilizaremos esta vez es el azúcar.

Los conservantes:

Para que una mermelada no fermente, es necesario que la mezcla tenga al menos un 60% de azúcar, si no corremos el riesgo de que se estropee. Hay que tener en cuenta que si utilizamos azúcar moreno, las mermeladas tendrán otro sabor, ya que este tipo de azúcar es más húmedo. De todas formas, nosotros no recomendamos el uso de este azúcar.

Es interesante también seguir todas las instrucciones para conservas de alimentos: utilizar tarros esterilizados, tapas nuevas y someter el recipiente al baño maría una vez se haya llenado con el producto, para conservar al vacío.

También añadiremos en esta receta unas gotas de limón, otro conservante natural que nos ayudará a mantener las mermeladas durante más tiempo.

Nuestra receta:

1 kg de mandarinas

600 gr de azúcar

El zumo de un limón

Parte de la piel de la mandarina rallada.

Es importante que si vamos a utilizar la piel de cualquier fruta, ésta sea ecológica, ya que es en la piel en donde se concentran la mayoría de los pesticidas y abonos químicos que se echan en la agricultura industrial. Aún así, las frutas han de estar bien lavadas, para evitar la introducción de restos de suciedad en nuestra receta.

La pectina:

Muchas veces encontraremos recetas de mermelada en las que uno de los ingredientes es la pectina. Esta sustancia es la encargada de dar la textura gelatinosa a la mermelada. Utilizar pectina industrial no tiene sentido ya que es un elemento que contienen todas las frutas en mayor o menor medida. Lo único que hemos de tener en cuenta es la cantidad existente en la fruta que vamos a utilizar. La mayor parte de la pectina se contiene en la piel, por eso es adecuado añadir a nuestra receta parte de la piel de la fruta. En el caso de los cítricos, hemos de ser cuidadosos, ya que cuanta más echemos, más amarga se volverá nuestra mermelada.

Las frutas que contienen mayor cantidad de pectina son los cítricos, manzanas, ciruelas y membrillos, siendo las moras, cerezas, higos, uvas, melocotón y fresas las que menos.

El agua:

En algunas ocasiones, es necesario añadir agua a la mezcla para poder cocinar mejor el producto. Todo dependerá de la cantidad de agua que la fruta tenga en si. En nuestro caso, no será necesario, de hecho, es recomendable dejar evaporar parte de esta mientras se cocina destapando la mezcla durante la cocción.

La maceración:

Algunas recetas recomiendan dejar a macerar entre 2 y 24 horas en azúcar la fruta que vayamos a utilizar. Esto acelera el proceso y no es necesario cocinar durante tanto tiempo la mezcla.

El proceso:

  1. Pelamos las mandarinas, evitando en lo posible dejar las pielecillas blancas que aparecen entre la piel y los gajos.
  2. Para facilitar la cocción y para evitar que en nuestra mermelada aparezcan grandes trozos de gajos, pasaremos muy rápidamente por la batidora las mandarinas peladas.
  3. Ponemos en una olla las mandarinas a cocer a fuego lento durante 45 minutos o hasta que esté blanda.
  4. Añadimos el azúcar y lo removemos hasta que se disuelva bien.
  5. Cocinamos a fuego rápido de 10 a 20 minutos hasta que haya desaparecido la espuma que se formará con la cocción.
  6. Envasamos y conservamos en un lugar fresco y sombreado.

 

Otra manera de comprobar si ha coagulado correctamente y nuestra mermelada está lista es coger una cucharada e introducir la mermelada en un vaso de agua fría. Si no se disuelve es que ya está lista.

2 comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *